Venta oficial de entradas

Seleccionar página

¿Tienes alguna duda? Llámanos al +34 858 953 616 o escríbenos en nuestro contacto

Alhambra Experiencias

Combina la visita nocturna y la visita a los jardines

Esta modalidad de visita ofrece la posibilidad de combinar la visita nocturna a Palacios Nazaríes iluminados y visita diurna a Alcazaba, Jardines y Palacio del Generalife en dos días consecutivos.

La visita nocturna permite conocer los Palacios Nazaríes bajo especiales condiciones de iluminación.

El itinerario parte del Atrio de la Alhambra, lugar donde se pueden adquirir las entradas y recibir información sobre la visita, y continúa por un paseo que discurre paralelo a la muralla, desde el que se puede contemplar el exterior de las Torres del Agua, de Baltasar de la Cruz, de los Siete Suelos, del Capitán, de la Bruja, de las Cabezas, y llega al Palacio de Carlos V (espacio visitable) a través de la Puerta de la Justicia o de la Puerta de los Carros.

Esta visita prosigue por los Palacios Nazaríes, de los que se visitan las siguientes zonas:

01 – Palacios Nazaríes (Alcazar) La Dar al-Mamlaka

Esta es la zona más conocida y visitada del Conjunto Monumental; la componen las siguientes zonas: Mexuar, Palacio de Comares y Palacio de los Leones.

Mexuar

En él pueden visitarse la Sala, el Oratorio, el Cuarto Dorado y el Patio del Mexuar.

Palacio de Comares. Patio de la Arrayanes

Fue aquí donde los sultanes nazaríes establecieron la sede del salón del trono y la residencia del Sultán y su familia. Construido durante la etapa de Yusuf I, fue su hijo Muhammad V quién completó su espléndida decoración. Su acceso se realiza a través de las dos puertas del Patio del Cuarto Dorado.

Este frente servía para separar la zona pública y de uso adminsitrativo de la zona privada y de uso familiar del Palacio. Por la puerta derecha se accedía a las dependencias familiares y de servicio y por la izquierda se comunicaba con el Patio de Comares, Éste toma su nombre de la planta, también denominada mirto, que rodea la alberca, siendo el centro de la vida familiar en torno a la que se distribuyen las distintas estancias, siguiendo la estructura de toda edificación doméstica hispano-musulmana.

La Sala de la Barca es la antesala del espacio más importante del Palacio de Comares, y se denomina así por su similitud al casco de un barco invertido, o quizás también de la palabra árabe al-baraka (la bendición), repetida numerosamente en las yeserías de sus muros.

El Salón de Comares es la mayor sala de la Alhambra nazarí y se encuentra en el interior de la torre.

Palacio de los Leones

En el segundo mandato de Muhamnad V, durante la segunda mitad del siglo XIV se produce una gran modificación de la estructura interna de la Alhambra, es cuando se decora y redecora la mayoría de los espacios que hoy vemos, ya que éste es el periodo más fecundo para los nazaríes.

El Palacio de los Leones, su gran construcción, rompe con el esquema arquitectónico habitual con nuevos conceptos estéticos y formales que se reflejan en otros ámbitos de la Corte y la administración del Estado.

Organizado en torno a dos espadios de vivienda y otros dos de representación. Uno de ellos es la Sala de los Mocárabes, que debió ser un vestíbulo o recepción, por estar cerca de la entrada principal del Palacio.

La zona residencial del Palacio de los Leones situada al Sur, se proyecta en torno a la Sala de los Abencerrajes, en la que destaca su asombrosa cúpula de mocárabes en forma de estrella de ocho puntas al abrirse sobre ocho trompas también de mocárabes.

La zona más característica del Palacio de los Leones es la Sala de los Reyes, que suponía un lugar destinado al reposo y la tertulia y estaba organizado en torno a un gran vestíbulo destinado a grandes recepciones y representaciones festivas. A su vez, este espacio se encuentra dividido en tres alcobas de planta cuadrada, fraccionadas perpendicularmente por grandes arcos dobles de mocárabes.

La Sala de las Dos Hermanas es la segunda residencia del Palacio de los Leones, y posee una estructura parecida a la de los Abencerrajes. Se llama así por las dos grandes losas de mármol que posee centradas por una pequeña fuente que comunica por un canalillo al Patio de los Leones.

A la Sala de los Ajimeces se llega a través de un gran arco abierto en el muro. Su decoración mural es a base de yeserías policromadas en la parte superior, quedando la zona inferior sin decoración. Su nombre se debe a los cierres que debieron tener las ventanas.

El mirador de Lindaraja, aparece tras un arco de mocárabes y supone uno de los elementos más bellos de los Palacios de la Alhambra, que culmina en su parte superior con una falsa cubierta con cristales de variados colores,

Visita diurna a la Alcazaba, Jardines y Palacio del Generalife

Al día siguiente:

02 – Alcazaba – La Qasba –

Su actual apariencia fue proporcionada a partir del siglo XIII, añadiéndole grandes torres: la Vela en el oeste y las del Homenaje, Quebrada y Adarguero en la zona este. Con el importante acceso por la Puerta de las Armas.

Es una de las partes más antiguas de la Alhambra y supone el área militar del recinto donde  se visitan los siguientes espacios: la Terraza de la Torre del Cubo, el Adarve de la Muralla Norte, el Barrio Castrense, la Terraza de la Puerta de las Armas, la Torre de la Vela y el Jardín de los Adarves.

03 – Visita los Jardines

Incluye:

  • Paseo de los Cipreses, Secano, Jardines de San Francisco,
  • Partal: Pórtico del Palacio, Jardines y Paseos, Rauda, Palacio de Yusuf III, Paseo de las Torres.
  • Palacio del Generalife: Jardines bajos y Jardines altos (Patio de la Acequia, Patio de la Sultana y Escalera del Agua).

Se entra en la Alhambra a través de la medina artesanal conocida como Secano. Recorriendo un paseo arqueológico se puede ver el inicio de la Acequia Real por el Acueducto, los restos de edificaciones con hornos para cerámica, tenerías, casas, junto a la cara interna de la muralla y sus torres. Durante este paseo puede verse su entrada principal desde el exterior de la muralla: la Puerta de los Siete Suelos, una de las cuatro de todo el recinto.

Comienza aquí un paseo entre cipreses recortados formando arquerías, donde pueden verse sus jardines colindantes y las ruinas arqueológicas de esta zona.

A la derecha puede verse parcialmente el Convento de San Francisco, edificado en el siglo XVI sobre un palacio musulmán, actualmente Parador Nacional de Turismo.

A la izquierda, pueden verse los restos de varias casas nazaríes.

Partal

Una pequeña pérgola nos adentra en una amplia explanada que se corresponde con la parata inferior del Partal. A la izquierda se encuentra el pórtico del Palacio del Partal. Situado, como es tradicional en estos edificios, volando la muralla del recinto, también en su disposición recuerda al Palacio de Comares, con una gran alberca central presidida por el pórtico, aquí de cinco arcos, tras el que se desarrolla la estancia principal en el interior de una torre conocida con el nombre de las Damas.

El Palacio del Partal se ha incorporado al Conjunto de la Alhambra hace tan solo un siglo, en contraste con el de Comares y Leones, cuya estructura se ha mantenido intacta desde la época nazarí.

Dejando atrás los Jardines del Partal, aparece el Palacio de Yusuf III.

Destaca la gran alberca alargada, como patio central de un gran edificio semejante al Palacio de Comares, ahora con frondosos jardines.

Generalife

Comprende los Jardines Bajos, el Palacio del Generalife y los Jardines Altos.

La visita a este sector comienza por los Jardines Nuevos del Generalife.

Tras la incorporación del Generalife a la Alhambra, se ideó la conexión entre ambos recintos mediante jardines que se relacionaran formalmente y se integraran con la naturaleza.

Concretamente, se dividió en tres partes, ejecutadas de forma sucesiva, que en la actualidad forman los Jardines Nuevos.

Por último, en 1952 se completó con el anfiteatro al aire libre, creado expresamente para el Festival Internacional de Música y Danza de Granada, que desde entonces se celebra en él.

El Generalife, construido entre los siglos XIII y XIV, es el palacio utilizado por los reyes musulmanes como lugar de descanso. Fue concebido como villa rural, donde jardines ornamentales, huertos, patios y edificaciones se integran en las cercanías de la Alhambra.

Su eje mayor se encuentra atravesado por la Acequia Real, principal arteria hidráulica del Conjunto. Su estructura original era en forma de crucero, semejante al Patio de los Leones, lo que daba lugar a cuatro parterres achaflanados.

El primer patio, denominado modernamente Patio del Descabalgamiento por presentar bancos para apearse de las monturas, ofrece dos naves laterales utilizadas quizás por los mozos de cuadra.

El segundo se sitúa a un nivel más elevado.

La entrada al palacio propiamente dicha se realiza a través de una portadita con elementos de mármol y dintel alicatado, en cuya clave del arco se repite el motivo de la llave. Una escalera nos introduce en el espacio doméstico, distribuido por el Patio de la Acequia y dominado por el Pabellón Norte. Éste se abre con la habitual galería porticada, con cinco arcos y alcobas en los extremos, dando paso a la Sala Regia y al mirador de Ismail I.

En la Sala Regia cobran protagonismo las yeserías, las tacas y los preciosos capiteles de mocárabes. Asimismo, la distribución interior de la sala responde al esquema usual, con alcobas laterales enmarcadas por arcos. Es muy destacable la cornisa volada de mocárabes por debajo de la armadura del techo.

Atravesando la alcoba lateral de la Sala Regia se asciende, al nivel de un corredor abierto, al denominado Patio del Ciprés de la Sultana.

La edificación porticada data de 1584, frente a la que se desarrolla un intimista patio ajardinado de gusto barroco.

En el centro se encuentra una alberca con dibujo en planta en forma de «U», en cuyo centro se dispuso, en el siglo XIX, otra más pequeña de la que sobresale una fuentecilla de piedra.

En la zona más elevada del Generalife se encuentra la Escalera del Agua, subsistente del primitivo recinto, aunque muy modificada, famosa por el agua de la acequia del Sultán deslizándose por los canales de sus muros.

A intervalos de tres descansos, en cuyos ejes se sitúan pilas circulares de las que, en su origen, partía un canalillo, hoy perdido; pero sobre los parapetos que bordean la escalera sí corren canales hechos con tejas invertidas, por los que baja el agua de la Acequia Real permanentemente.

Al final de la escalera del Agua se alcanza la cota más alta del Generalife. De ahí que, como observatorio privilegiado, el administrador de la finca, don Jaime Traverso, construyera en 1836 un Mirador Romántico. (Este espacio se abre un mes al año dentro del programa “espacio del mes”.)

Continuaremos la visita por el Paseo de las Adelfas, es un largo sendero que recorre la parte superior del muro de separación de las huertas, cubierto todo él por una bóveda de adelfas.

Este paseo se construye a mediados del siglo XIX como acceso romántico al palacio del Generalife.

Tiempo aproximado de la visita 1 hora (nocturna) y 2 horas (jardines)

[“mostrar_mapa_relacionado”]

La visita incluye:

01 – Palacios Nazaríes

Mexuar

Palacio de Comares

Palacio de los Leones

02 – Alcazaba

03 – Jardines del Generalife

Paseo de los Cipreses, Secano, Jardines de San Francisco.

Partal

Palacio del Generalife

  • La reserva y la compra de entradas se hacen por internet en el sistema de gestión y ventas de entradas del Patronato de la Alhambra y Generalife, por teléfono o por TVRs.
  • Estas entradas pueden ser adquiridas mediante ”print at home” o bien adquiridas en los TVRs o en taquilla. Por este último procedimiento le puede ocasionar una espera innecesaria.
  • Si su entrada ha sido adquirida mediante “print at home” deberá tener en cuenta:
    • Que todo visitante debe portar su entrada, impresa en papel A4, anverso y reverso y conservarla hasta el final de la visita.
    • Que es necesario que la impresión sea de buena calidad y no se aceptará entradas parcialmente impresas, manchadas, dañadas o ilegibles.
      SI NO ES ASÍ SE CONSIDERARÁ NULA
    • Para comprobar la buena calidad de la impresión, asegúrese de que la información escrita en la entrada, así como el código QR sean legibles.
  • Cada persona visitante, independiente de su edad, deberá portar su propia entrada, que será expedida a título individual y estará obligado a conservarla hasta la salida del monumento visitado, debiendo presentarla, junto con un documento de identificación personal expedido por el ministerio del interior u organismo homólogo de su país, a requerimiento de cualquier empleado ya sea personal propio o del servicios de seguridad, así como de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, en su caso.
    • Si el titular de la entrada es diferente a la persona que va a realizar la visita debe constar el nombre y apellidos del visitante en la “entrada” antes de su impresión.

EN CASO DE NO OBSERVASE LAS REGLAS ARRIBAS ESPECIFICADAS SE CONSIDERA LA ENTRADA NULA.

  • Tenga en cuenta que esta entrada es válida para dos días consecutivos, ofreciendo la posibilidad de unir la visita nocturna a los Palacios Nazaríes y la visita diurna a la Alcazaba, Jardines y Palacio del Generlaife, al día siguiente.
  • Los menores de 12 años tienen entrada gratuita pero esta deberá ser reservada obligatoriamente en el momento de la compra y gestionada con el resto de las entradas de los adultos.

IMPORTANTE: la fecha y hora de acceso a los Palacios Nazaríes, está expresamente indicada en la entrada. La visita a estos espacios deben debe realizarse en el horario expresamente indicado en la entrada.

El Patronato de la Alhambra y Generalife, con objeto de hacer una mejor distribución de las entradas del turismo individual no organizado, limitará a diez el número de entradas que pueda adquirir un particular en un mes.

 

¿Sabías qué…?

El acceso a los Palacios Nazaríes debe realizarse en el horario expresamente indicado en la entrada.

Se ruega que durante la visita nocturna no se utilice el flash, ya que deslumbra a los demás visitantes, causando molestias e impidiendo la serena percepción de los Palacios Nazaríes.

Con la entrada de jardines se pueden visitar todos los espacios de la Alhambra excepto los Palacios Nazaríes.

Además, será posible visitar discrecionalmente, el lugar que haya sido designado “espacio del mes”, sólo si se halla en el itinerario de este tipo de entrada.

El acceso al Palacio de Carlos V, al Museo de la Alhambra y al Baño de la Mezquita, es libre y gratuito.

Todas las exposiciones temporales que el Patronato de la Alhambra y el Generalife que organiza dentro del recinto monumental son gratuitas.

  • HORARIO de la visita nocturna
    • Desde el 15 de octubre al 31 de marzo
      20.00 h. a 21.30 h. Viernes y sábados
    • Desde el 1 de abril al 14 de octubre
      22.00 h. a 23.30 h. Martes a sábados
    • Excepto 25 de diciembre y 1 de enero
  • HORARIO de la visita de jardines al día siguiente
    • Del 15 de octubre al 31 de marzo
      De lunes a domingo: 8.30 h. a 18.00 h.
    • Del 1 de abril al 14 de octubre
      De lunes a domingo: 8.30 h. a 20.00 h.
    • Excepto 25 de diciembre y 1 de enero
  • Horario de taquilla
    • De 15 de octubre al 31 de marzo:
      8.00 h. a 18.00 h. De lunes a domingo
      VISITA NOCTURNA:
      19.00 h. a 20.45 h. Viernes y sábados
    • De 1 de abril al 14 de octubre:
      8.00 h. a 20.00 h. De lunes a domingo
      VISITA NOCTURNA:
      21.00 h. a 22.45 h. Martes a sábados
    • Excepto 25 de diciembre y 1 de enero

Gratuidad (*)

  • Menores de 12 años